IMPRESO | RADIO | TELEVISIÓN

Morelia, Michoacán a 13 de diciembre de 2017
Morelia
Compra
Venta
USD

16.35

17.85

Foto: Agencias. Un ataque cerebral, afecta a unas 250 mil personas cada año en México.

Infarto cerebral, tercera causa de muerte en el país

31 de octubre, 2016

Notimex/La Voz de Michoacán

Monterrey.- La Enfermedad Vascular Cerebral (EVC), conocida como embolia, infarto o ataque cerebral, afecta a unas 250 mil personas cada año en México y es reconocida como la tercera causa de muerte en el país, dijo el especialista Alejandro Marfil.

Al señalar lo anterior, el profesor del Servicio de Neurología del Hospital Universitario (HU) de la UANL, señaló que tan sólo a través de la Unidad de Cuidados Neurovasculares de este nosocomio cada año se reciben alrededor de 280 pacientes con enfermedad cerebro vascular.

Resaltó que los tres principales síntomas que derivan al ataque cerebral y por los cuales se tiene que acudir de inmediato a un hospital, son los de debilidad de una extremidad como un brazo o pierna, la asimetría de la cara con la boca desviada y un lenguaje incoherente o la incapacidad para hablar.

“A veces se tiene la idea de que esta enfermedad no se puede cambiar porque cuando uno se hace viejo nos tiene que dar, esto no es así”, indicó.

Explicó que la EVC es una enfermedad tratable, pues hay un tratamiento que se aplica en las primeras cuatro horas de que se detecta algún síntoma y se puede disolver el coagulo que genera el daño al cerebro.

“En caso de que ocurra, el daño puede rehabilitarse, el déficit cognitivo puede recuperarse a lo largo de una buena rehabilitación”, señaló por su parte el presidente de la Asociación Mexicana de Enfermedad Vascular Cerebral y profesor del Servicio de Neurología del HU, Fernando Góngora Rivera.

Se estima que uno de cada tres pacientes puede recuperar su función y sus actividades laborales si es atendido oportunamente con los tratamientos adecuados.

Para prevenir este problema, dijo, se recomienda evitar el sedentarismo, el alto consumo de sal, el tabaquismo, consumo de alcohol, el estrés e, incluso, de drogas.

Asimismo, la diabetes, la hipertensión arterial, el sobrepeso y los altos niveles de colesterol en sangre son enfermedades que incrementan el riesgo de esta enfermedad.

Mencionó que la EVC es más frecuente en el adulto a partir de los 45 años de edad, y su frecuencia se incrementa significativamente a partir de los 60 años.

Ante las estadísticas sobre la incidencia de esta enfermedad, el HU de la Universidad Autónoma de Nuevo León (UANL), llevó a cabo recientemente una jornada para concientizar a médicos y población en general sobre esta enfermedad con la participación de especialistas de diversas instituciones de salud.

Comparte la nota

Publica un comentario